sábado, 28 de mayo de 2016

Con ese apellido de jefe de campo de exterminio...

... ¿qué se puede esperar de la bestia nazi de arriba?

Avigdor Lieberman, el nuevo ministro de Defensa de Israel, ha pedido que los ciudadanos árabes israelíes "desleales" sean decapitados.

Lieberman, que sirvió anteriormente como ministro de Exteriores entre los años 2009 y 2012 y de 2013 a 2015, es el líder del partido ultra Yisrael Beitenu y un conocido extremista y apologista del genocidio.

La polémica remodelación de gobierno sigue a la dimisión de su predecesor, Moshe Yaalon, que dijo que "ya no tenía confianza" en el primer ministro, Benyamin Netanyahu.

Lieberman, que vive en un ilegal asentamiento en la Cisjordania ocupada, dijo en un discurso de campaña en 2015 que con respecto a "aquellos (árabes israelíes) que están contra nosotros, debemos levantar un hacha y decapitarlos. De otro modo, no sobreviviremos aquí".

Él también pidió incentivos económicos para que los árabes israelíes abandonen el país.

Netanyahu le ofreció escoger entre convertirse en ministro de Defensa o ministro de Inmigración y Absorción, señaló el diario Ynet.

Agencias

1 comentario:

Anónimo dijo...

Los judios cada dia van a peor y peores criminales llegan al gobierno.

Pero todo es un simbolo de que se le agota el tiempo.

En un mundo donde se habla de acontecimientos humanos de hace decenas de miles de años
el cuento de la creacion del mundo hace solo cinco mil años y su designacion como el pueblo
elegido de ese dios creador va perdiendo tontos que se lo crean cada dia y mucho menos que
sea utilizado para robar y matar por derecho divino.